Dos años que parecen dos días.


Todavía nos parece verte en la casa, en el jardín, en la cocina. Todavía nos parece escuchar tu risa, tus consejos no tan consejos, tus frases características tan tú. Todavía encontramos -en nuestro corazón- tu vasito en un rincón, el vasito que todos te ayudábamos a esconder de abuela. La vida continúa, seguimos viviendo, avanzando, pero tus enseñanzas, tu amor sin condiciones, peculiar forma de ser continúan tan presentes como si no te hubieras ido.
Anuncios

Un comentario en “Dos años que parecen dos días.

  1. Este es el tipo de post que nunca podré escribir… :'(Yo nunca tuve abuelos. Los varones murieron cuando ni siquiera había yo nacido, y antes de 5 años murió la madre de mi madre, la única que conocí y pude tenerle cariño. En cuanto a la madre de mi padre, pues ella vivió hasta mi adultez, pero debido a que nunca la conocí (por vainas de mi padre que no vienen a cuento), la verdad es que nunca la sentí como abuela, ni me dolió su muerte casi para nada.No te imaginas lo mucho que envidio a todos los que tuvieron abuelos hasta su adultez. 😦 Creo que tengo ese vacío en mi alma, y me siento incompleto.:'(Pero bueno, lo importante de tu post es justamente lo que dices al final. Hay quien dice (y yo lo creo) "Nadie muere en verdad mientras alguien lo recuerde".

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s